Acerca de

Hace casi un año que entró en vigor el Reglamento General de Protección de Datos y recuerdo que en la empresa en la que trabajaba se armó un revuelo general con el tema. Muchos departamentos no sabían qué hacer, cómo hacerlo, quién lo tenía que hacer… Todos habíamos tenido dos años desde que se aprobó el dichoso Reglamento y, a pesar de ello, no se habían tomado iniciativas al respecto. Pero no sólo nosotros, sino que nadie, NADIE, había hecho nada.

También recuerdo que por aquel entonces cuando comentaba con gente de fuera del trabajo lo que estábamos haciendo con todo lo del nuevo RGPD, llegué a escuchar algún que otro “¿cómo? RGP…¿qué?”. No sólo no teníamos ni idea de cómo afrontar la situación desde la parte de las empresas que tratábamos datos, sino que los propios interesados cuyos datos estábamos tratando, estaban perdidos en cuanto a cuales son sus derechos.

Por si no tenía suficiente empacho con la protección de datos, entré a trabajar en una consultora enfocada en asesorar a las empresas para su cumplimiento. Allí mi trabajo se centró en resolver las dudas de gente como tú y como yo, gente normal que, hasta que no salió el Reglamento Europeo y la posterior Ley Orgánica española, no tenía ningún interés en todo esto de proteger sus datos y los de los demás.

Y así fue como decidí abrir un espacio donde intentar explicar, en la medida en que pueda, en que consiste este follón del que habla todo el mundo hoy en día y del que, incluso a veces ni los más expertos saben por donde coger.

Si quieres adentrarte en el maravilloso submundo de la protección de datos, te animo a leer los artículos que aquí se publican. Y si tú también has sentido la llamada (o deber divino) a exponer tus conocimientos en la materia, te animo a colaborar conmigo.

Sin más que añadir, ojalá te sea leve.